Fomentar las relaciones significativas entre las personas

Como el título de esta nota lo declara, aparentemente es el espíritu de los cambios que está llevando adelante Facebook para este año.
El cambio de algoritmo y de la selección de noticias en la red social espera lograr una mayor interacción entre las persona y la viralización de contenido que logre relaciones significativas entre los fans. Pero mi pregunta es hasta dónde este cambio no nos impedirá poder contar con información directa de otras fuentes? El espíritu es que recibamos en nuestros muros información relacionada a nuestros intereses y al de los intereses de quienes seguimos y nos siguen, en detrimento de la información pública y de medios de comunicación. Si bien la manipulación de las noticias es moneda frecuente en cuanto medio de divulgación veamos, es de nuestra responsabilidad social y cívica poder corroborar dicha información.
Quizá el espíritu del cambio tenga un slogan positivo, pero me queda una sensación de una posible manipulación del contenido por parte de “la red social” por excelencia. ¿Qué nos asegura que Facebook no empiece a entregarnos la información que ellos desean que veamos? Sabidos son los casos de denuncias sobre manipulación de datos personales por parte de la empresa de Mark, y eso por lo menos, debe encender una atisbo de duda sana. No pretendo alertar de alguna conspiración informativa a nivel global, pero a los hechos hay que remitirse.
Este cambio conllevará una perdida de forma mediata en la comunicación de las empresas con sus seguidores, esto sucederá hasta que estas empresas ajusten su forma de comunicar su producto o servicio, que según se entiende deberá ser de una forma mas personal, perdiendo en mi humilde opinión, un sentido publicitario y quizá terminando en un bolanteo virtual y el que quiera tomarlo lo tomará, esto si la divulgación se desea de forma orgánica. Pero como las empresas tienen objetivos comerciales y financieros distintos a lo de las personas, deberán solucionarlo con anuncios, obviamente pagos, en lo cual hasta ahora no se conoce ningún tipo de ajuste. O sea, si se desea marcar presencia y no perder lo que hasta ahora se logró en “la red social” habrá que pagar para ello.
Sinceramente espero que Mark pueda leer y evaluar rápidamente la posibilidad de una baja en la interacción entre los fans sociales y las fanpage de las empresas, y eso lo lleve a ajustar el algoritmo nuevamente y así hasta llegar a lo que fue Facebook en sus comienzos, divulgación de contenido y conocimiento aceptando la responsabilidad propia de cada ser en elegir lo que quiera o no.
Gracias por la lectura.

Adrian Tomasevski